Automotrices ganarían 16 dólares/hora | Agenda de Inversiones

Automotrices ganarían 16 dólares/hora

Imposible que el TLCAN concluya satisfactoriamente si el president Donald Trump insiste en condicionar un salario mínimo (de $16 dólares la hora), impuesto como componente en la producción de autos o autopartes para los tres países. En México es imposible aceptar esa condicionante pues la Constitución Política Mexicana es muy clara en cuanto a la soberanía nacional y el respeto a patrones y obreros, que negocian bajo la supervision del gobierno, las percepeciones salariales y las prestaciones sociales.
Los trabajos a nivel técnico continuarán esta semana y los tres ministros -México, EU y Canadá- se reunirán de nuevo en cuanto sea posible evaluar los avances de los diferentes grupos de negociación. Sin embargo, en ningún momento el departamento comercial de EU mencionó como fecha límite el 17 de mayo, lo que sugiere que los negociadores pueden no verlo como una necesidad, sino que se enfocan en lograr un acuerdo de calidad.
A pesar de lo dicho, ¿qué puede pasar si no alcanzan un acuerdo en principio esta semana? Es muy probable -nos señalan analistas de CIBanco- que no pase nada en el ámbito de la renegociación y que los trabajos continúen. No habrá un vacío legal porque el actual TLCAN sigue vigente. Consideramos que todavía está abierta la posibilidad de lograr un acuerdo hasta los primeros días de junio. Después de esa fecha es muy probable que se postergue para más avanzado el año o hasta 2019. La aprobación con los Congresos de los tres países será un tema en discusión, ya que quizá no les alcance el tiempo para ratificar la negociación con los Congresos actuales, pero los tres equipos negociadores buscarán dar certeza de que el proceso de renegociación acordado seguirá adelante.
Ahora bien, para los mercados financieros en México, en particular el cambiario, la fecha límite del 17 de mayo si representa una temporalidad relevante que de incumplirse para alcanzar un acuerdo en principio, esto se traduciría en mayor volatilidad por la incertidumbre de una permanencia en la renegociación. Aunque sea de forma temporal, el peso mexicano podría depreciarse hacia niveles cercanos a los $20.0 spot (al mayoreo). Una vez que los tres países informen su deseo de mantener el proceso de renegociación a flote, la moneda podría recortar pérdidas en espera de noticias sobre el resultado de los trabajos técnicos.

Publicado en Últimas Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*